««« CORANTUS »»»

Nº 44. Domingo, 13 de setiembre de 2009

ajo

sustantivo masculino
1. Gastronomía Bulbo de la planta del mismo nombre, de olor y sabor fuertes y característicos, que se consume tierno como condimento y también como medicina casera.

Bulbos de ajo. Bulbos o ‘cabezas’ de ajo recién cosechados.

sustantivo masculino, fitónimo
2. Botánica Planta herbácea, bulbosa, de la familia Liliáceas (Liliaceae) o Aliáceas (Alliaceae).

Nombre científico: Allium sativum.

Etimología

Del latín allium, nombre latino de esta planta, probablemente de origen celta.

ajo

sustantivo masculino, eufemismo
coloquial Palabrota: Se fue echando/soltando ajos y cebollas.

Etimología

Eufemismo por carajo.

ajo, ajó

interjección
España Interjección que se usa para acariciar y estimular a los niños para que empiecen a hablar.

-ajo, -aja

sufijo
Gramática Sufijo que participa en la formación de palabras, sustantivos y adjetivos, con valor entre despectivo y diminutivo: escobajo, migaja, pequeñajo, tendajo. A veces se combina con -ar (espumarajo), -arro (pintarrajo) e incluso -strajo (comistrajo). Estas combinaciones tienen valor despectivo.

Etimología

Del sufijo latino -acŭlus o -atĭcus, con el mismo valor semántico.

etiquetas:

Comentarios

Cesar Jamarne

Miércoles, 11 de abril de 2012 - 11:52 pm

Me parece a mí que proviene del árabe hispánico:el ajo y la cebolla son parientes,y creo ajo proviene de ¨aju al básel¨¨que significa ¨hermano de la cebolla¨(son muy similares)...Fonéticamente alium no se parece a ajo...otra muestra de los resabios de la Inquisición en borrar la cultura arabe de España...

Hasta donde conocemos, la mayoría de lenguas romances modernas tienen un nombre para el ajo derivado del latín allium: aglio, en italiano; ail, en francés; alho, en portugués; aïo, en provenzal; all, en catalán; y allo, en gallego. Fonéticamente, ajo deriva de allium por la sustitución de la ll por el sonido /y/, que antiguamente se representaba en castellano con j: allio - ajio - ajo. Por otro lado, ajo en árabe se dice zum o thum, y tiene paralelo en otras lenguas semíticas: hebreo shum, arameo tum, e incluso acadio sumu y sumerio sum.